S10, S10+, S10e y Fold: los nuevos Galaxys

La multinacional Samsung, una de las empresas de electrónica más grandes en la actualidad, anunció ayer el lanzamiento de sus más recientes productos en su línea de teléfonos inteligentes, bautizada como la línea “Galaxy”. La empresa presentó un total de 5 smartphones en su evento, 4 de los cuales continúan con su legado actual de gama alta (los Galaxy S), y un teléfono revolucionario, con tecnologías sin precedentes en la marca, y perteneciente a una línea totalmente nueva de teléfonos móviles; a continuación, una breve recapitulación de las características principales de cada dispositivo:

Generales:

Para empezar, destacaremos un número de características generales, que todos los teléfonos comparten, a excepción del “Galaxy Fold”, cuyo peculiar diseño lo diferencia en demasiada medida del resto.

Las principales similitudes en estos dispositivos son en primer lugar sus pantallas: los 3 dispositivos comparten pantallas muy similares entre sí, siendo todas pantallas AMOLED, con bordes muy pequeños alrededor, y la siempre grata calidad de imagen y color que es ya una característica identificativa de Samsung. Las construcciones de los dispositivos, también son idénticas entre sí, con excepciones particulares en materiales, cámaras o etc., con distintas variaciones según modelos, pero siempre conservando el mismo factor de base. Las cámaras en los dispositivos son muy similares a su vez, variando en número dependiendo del dispositivo en cuestión, tendiendo todos cámaras frontales de estilo “cut out” y variando también en número según modelo. Todos los teléfonos a su vez conservan la tradicional memoria expandible por tarjetas Micro SD y el clásico puerto “Jack” de 3.5mm.

Galaxy S10 y S10+:

Los teléfonos de gama alta que Samsung presentó para este año son, correspondientemente a la nomenclatura de su línea: el Galaxy S10 y el Galaxy S10+, estos teléfonos son una mejora incremental en todo lo que el manufacturante ha puesto énfasis a lo largo de los años: la búsqueda de la pantalla sin bordes, con la omisión del “notch”, abordaje que competidores de Samsung como Apple han decidido tomar en su búsqueda del “todo pantalla”, la mayor versatilidad y las mejores cámaras, esta vez con la adhesión de un tercer lente en la parte trasera del dispositivo, este lente añadiendo una distancia focal más amplia, para complementar la estándar y la tele fotográfica de su modelo anterior, y una calidad de construcción simplemente sublime, con materiales de primera clase, siendo aluminio y vidrio en la mayoría de las opciones, y pasando a cerámica y titanio en la opción más cargada de especificaciones del S10+. Estos teléfonos poseen opciones variando desde los 8GB de memoria RAM, y 128 de almacenamiento, hasta la sorprendente cantidad de 12GB de RAM y 1TB de almacenamiento, especificaciones insólitas hasta el moento para un teléfono. La marca también anunció una variación extra del teléfono, conocida como el Galaxy S10 5G, a ser lanzada al público general en un futuro, como un modelo aún más premium dentro de la línea con mejores especificaciones que incluso el modelo S10+.

Galaxy S10e:

El Galaxy S10e es, como muchas de las personalidades de las redes sociales que asistieron al evento señalaron, la respuesta de Samsung al reciente lanzamiento del Iphone XR de la marca Apple, siendo una alternativa más económica al resto de la línea, con especificaciones similares, pero una construcción levemente más rudimentaria (con bordes más gruesos, menor resolución de pantalla y carencia tecnologías “Edge”), con una cantidad menor de cámaras tanto frontales (solo teniendo 1), como traseras (teniendo solo 2)  y con un esquema de colores amplio y “juguetón”, siendo este teléfono el Iphone XR de los Galaxys.

Galaxy Fold:

Como si sus innovaciones tecnológicas ya presentadas hubieran sido pocas, Samsung también presentó un quinto teléfono en su evento: el Galaxy Fold. Un dispositivo que, en continuación con las innovaciones tecnológicas que muchos fabricantes están tomando a la hora de implementar nuevas tecnologías en sus productos, tiene la peculiaridad de que su pantalla es flexible, extendiendo la funcionalidad del dispositivo de un simple teléfono, a una tablet hecha y derecha, con todas las capacidades que uno podría desear. Siendo la tecnología revolucionaria como lo es, es claro que para alcanzarla, Samsung tuvo que hacer grandes sacrificios en la calidad del dispositivo, al menos en modo teléfono, siendo a simple vista muy visibles los grandes bordes, y el pequeño tamaño de la pantalla utilizable en comparación con el tamaño físico del dispositivo cuando se encuentra en este modo, el hecho de si esto es verdaderamente perjudicial para la interacción con el dispositivo aún está por verse.

Anuncios